¿Qué es Ethereum 2.0 y cuándo será su lanzamiento?

El precio de Ethereum subió de los $102 en marzo de 2020 a un pico de $4300 en mayo de 2021, La mayoría de los analistas coinciden en apuntar que el lanzamiento de Ethereum 2.0. será un catalizador importante que impulsará la cotización de ETH. La pregunta es: ¿se mantendrá este boost en el precio de ETH o sólo será una subida momentánea? ¿Ganará el FOMO o ganará el FUD?

Ethereum 2.0 (también llamado Serenity) está entre nosotros desde el lanzamiento en diciembre de 2020 de la Beacon Chain. Sin embargo, habrá que esperar un poco más hasta la implantación al completo de ETH 2.0. Si estás buscando un catalizador importante que pueda impulsar el precio del Ether (ETH), la criptodivisa nativa de la red Ethereum, puede que el lanzamiento de Ethereum 2.0. sea el acontecimiento más importante que jamás haya experimentado la eterna segundona del mundo Bitcoin. En este artículo te contamos toda la información que necesitas saber sobre Ethereum 2.0: detalles, fecha de lanzamiento y posible precio.

¿Qué es Ethereum 2.0?

Ethereum 2.0 es un conjunto de mejoras que se están llevando a cabo en la cadena de bloques de Ethereum para que la red sea más eficiente, rápida, barata, escalable, segura y sostenible. Estas actualizaciones han estado en realidad en desarrollo desde 2014 y representan una transición importante para la segunda criptomoneda más popular del mundo. Echemos un vistazo a lo que es Serenity, o Ethereum 2.0, y a cuándo podrían entrar en funcionamiento las actualizaciones.

Para aquellos que son completamente nuevos en el mundo de las criptodivisas y el blockchain, Ethereum es una red descentralizada impulsada por la tecnología de blockchain (cadena de bloques) para realizar pagos digitales. Tal y como te explicamos en este artículo sobre tokens y altcoins, ETH se diferencia de Bitcoin (BTC) en que el código puede ser construido y programado en su propia red, la red blockchain de Ethereum, para crear contratos inteligentes (smart contracts) y aplicaciones descentralizadas que se ejecutan constantemente, y que no pueden ser manipuladas o controladas por un tercero. En este grupo también entran los tokens y las tristemente famosas shitcoins/estafa que recientemente han sacudido el mundo cripto.

¿Ethereum 2.0 va a ser una nueva criptomoneda?

Ethereum 2.0 no va a ser una nueva criptmoneda. Simplemente es el nombre que se utiliza para referirse a la actualización de la red de ETH. Las actualizaciones de Ethereum 2.0, cuyo lanzamiento podría llegar tan pronto como en la segunda mitad de 2021, intentarán mejorar en gran medida la red. A medida que el Ether y Ethereum han crecido en popularidad, la red se ha visto más atascada por las transacciones. En la actualidad, la red ETH puede gestionar entre 15 y 45 transacciones por segundo, lo que parece impresionante, pero insuficiente. Ha quedado de sobra demostrado que esta capacidad de gestión de la red Ethereum es insuficiente para gestionar todos los usuarios de Ethereum de todo el mundo. La gran demanda también está haciendo subir el gas (es decir, las tarifas) de las transacciones.

Ethereum 2.0: precio actual y futuro

El white paper de Ethereum se publicó en 2013 y el proyecto se lanzó oficialmente en 2015. Ethereum es un proyecto de código abierto impulsado por la comunidad y ha evolucionado bastante desde su creación. Al igual que Bitcoin, Ethereum es una red descentralizada, entre pares, que rechaza la censura y la vigilancia. El objetivo del proyecto es permitir el acceso a los servicios financieros y al comercio para todos. En particular, Ethereum es actualmente la cadena de bloques más utilizada en el mundo. En 2021 ha experimentado un crecimiento demoledor.

El precio de Ethereum subió de los $102 en marzo de 2020 a un pico de $4300 en mayo de 2021, para situarse en los actuales 2140 de julio de 2021, momento en el que escribimos este artículo. Las predicciones del precio futuro de Ethereum para 2022 oscilan entre los 2.000 dólares y los diez mil. La mayoría de los analistas coinciden en apuntar que el lanzamiento de Ethereum 2.0. será un catalizador importante que impulsará la cotización de ETH. La pregunta es: ¿se mantendrá este boost en el precio de ETH o sólo será una subida momentánea? ¿Ganará el FOMO o ganará el FUD?

como funciona blockchain

Una de las principales iniciativas de Ethereum 2.0 es hacer que la red sea más escalable para que pueda gestionar toda la actividad de la red. En la actualidad, Ethereum, como muchas otras redes de cadenas de bloques, funciona con nodos, que son cualquier dispositivo conectado a la cadena de bloques, incluidos servidores, ordenadores y teléfonos móviles. Los nodos están interconectados y se intercambian constantemente datos para que la red se mantenga actualizada. Pero los nodos de la red Ethereum tienen actualmente demasiado volumen y los programadores que trabajan en la actualización han determinado que hacer los nodos más grandes no sería práctico.

Presentación de Ethereum 2.0

Para aliviar parte de la presión, los desarrolladores de ETH 2.0. están recurriendo a un concepto llamado sharding que creará 64 nuevas cadenas en la red Ethereum para repartir aún más el volumen. En esencia, este mecanismo tomará la enorme cantidad de datos que se almacenan actualmente en los nodos de Ethereum y los dividirá en grupos más pequeños que se almacenarán en más bases de datos, lo que aliviará la presión sobre el sistema actual y permitirá realizar más transacciones por segundo.

Ethereum 2.0 y la fragmentación

La parte del proceso de fragmentación es muy importante y también hará que la red sea más segura y sostenible. La fragmentación permitirá a los usuarios ordinarios operar Ethereum en un dispositivo personal, aumentando los participantes en la red y haciendo que la blockchain de Ethereum sea más descentralizada porque habrá más usuarios. Cuantos más usuarios y más nodos, más complejo será para los hackers apoderarse de una gran parte de la red.

Staking de Ethereum 2.0: adiós a la minería

Con más participantes en la red, Ethereum 2.0 también planea dejar de lado la minería de tokens, que consume mucha energía, para pasar a un proceso llamado staking. Una gran parte de las criptomonedas ha sido siempre un concepto llamado minería, en el que las personas que intentan obtener nuevos tokens utilizan ordenadores de gran potencia para resolver complejas ecuaciones matemáticas con gran rapidez. A medida que la demanda de criptomonedas ha aumentado, los mineros han tenido que utilizar una increíble cantidad de potencia de cálculo y, por tanto, de energía para acuñar nuevos tokens. He aquí una de las posibles revoluciones más grandes: la minería de criptos puede que pronto pase a ser cosa del pasado. De hecho, en julio de este año hemos podido saber que ya hay seis millones de ETH en staking de Ethereum 2.0.

Con ETH 2.0, la fragmentación ayudará a eliminar la minería. En su lugar, Ethereum 2.0 recurrirá al staking, un proceso en el que los propietarios de Ether almacenan un cierto número de tokens en una criptocartera en su propio dispositivo personal, y luego utilizan esos tokens para validar y forjar nuevos tokens de Ether. Este mismo mes hemos podido saber que un banco suizo ya oferta staking de ETH 2.0. La transición a Ethereum 2.0 podría hacer que la red fuera casi un 100% más eficiente energéticamente.

Por último, una vez que todas estas mejoras estén en marcha, Ethereum podrá realizar un amplio despliegue de la ejecución de contratos inteligentes. Los contratos inteligentes son contratos programados y automatizados que no pueden modificarse de forma retroactiva y que se ejecutan sin necesidad de que lo haga un tercero. Por ejemplo, un contrato inteligente podría configurarse para ejecutar un contrato de arrendamiento entre un propietario y un inquilino, donde se firma un contrato y luego el dinero del inquilino se entrega automáticamente al propietario cada mes, sin la fricción habitual en estas relaciones.

¿Qué es un token? ¿Cuál es la diferencia entre criptomonedas, altcoins, tokens y monedas virtuales?

ETH 2.0: ¿en qué punto se encuentra el proceso?

Aunque ha estado en investigación y desarrollo desde 2014, Ethereum 2.0 ha estado avanzando con pies de plomo, lento pero seguro.

1. Beacon Chain

En diciembre de 2020, se puso en marcha la fase 0, protagonizada por la Beacon Chain, que introdujo el concepto de staking. Sin embargo, la cadena Beacon no podrá utilizarse realmente hasta que las otras partes de la transición se pongan en marcha, de ahí que se llame “fase 0” del plan.

2. Integración de Beacon Chain con Blockchain de Ethereum

La siguiente fase, la fase 1, consistirá en fusionar la Beacon Chain con la actual red de blockchain de Ethereum, conocida como mainnet. Cuando esto ocurra, el minado de tokens de Ethereum terminará oficialmente y el staking se convertirá en la principal forma de crear nuevos tokens.

3. Aumento de la capacidad de la red Ethereum 2.0

La última parte de la transición, que se espera que se desarrolle en múltiples fases, es la adición de las cadenas de fragmentos para dar a la red Ethereum más capacidad para manejar toda la demanda y aumentar las transacciones por segundo. Se espera que esto ocurra en algún momento de 2022, aunque actualmente no se sabe cuándo. El lanzamiento de la cadena Beacon representó un hito importante y los desarrolladores de Ethereum parecen estar motivados y en camino de completar la transición completa, pero ha sido un largo camino y todavía hay una buena cantidad de incertidumbre en torno a los tiempos.

Eth 2.0: ¿Cuándo será el lanzamiento de la fase 1?

Se supone que el pleno lanzamiento de Ethereum 2.0. ocurrirá en la segunda mitad del 2021, pero puede que no ocurra hasta 2022. Cuando suceda, la cadena Beacon tendrá plena funcionalidad. La actualización de la fase 1 de Ethereum 2.0 dividirá la cadena de bloques de Ethereum en 64 cadenas de fragmentos, lo que permitirá el procesamiento en paralelo para reducir la latencia que se produce en el procesamiento lineal con una sola cadena de bloques.

Cuando la fragmentación esté completamente implementada, la cadena Beacon servirá finalmente como la capa base de la cadena de bloques de Ethereum, proporcionando la liquidación y la finalidad de las transacciones que tienen lugar en las cadenas de fragmentos. Sin embargo, estas características de la Fase 0 y la Fase 1 no funcionarán juntas hasta las siguientes fases: Fase 1.5 y Fase 2.

Ethereum 2.0: ¿merecerá la pena la espera?

Si se ejecuta correctamente, Ethereum 2.0 podría cambiar totalmente las reglas del juego. Creará una red que podría procesar 100.000 transacciones por segundo. También creará una red mucho más sostenible sin el uso intensivo de energía de la minería e introducirá los contratos inteligentes en el mundo en general, aumentando la utilidad de Ethereum en el mundo real. Además, el cofundador de Ethereum, Vitalik Buterin, ha dicho que la emisión de nuevos tokens debería reducirse considerablemente con Ethereum 2.0, lo que podría aumentar la demanda. Teniendo en cuenta todos estos factores, la espera de Ethereum 2.0 debería merecer la pena.

¿Ethereum 2.0 va a ser una decepción?

En una reciente entrevista con Forkast news, Vitalik Buterin, la brillante mente detrás de la blockchain de Ethereum, indicó que los empleados que trabajan con Ethereum están suponiendo un mayor reto que la plataforma en sí. Según un reciente artículo de CoinTelegraph, por muy atractiva que pueda parecer la nueva puesta en marcha, las actualizaciones de software que se aplicarán no resolverán los problemas a largo plazo de la red que le han impedido alcanzar las cotas que Buterin y sus seguidores habían previsto.

Ethereum utiliza actualmente un método de prueba de trabajo (PoW) que sólo permite unas 15 transacciones por segundo -aproximadamente el doble de velocidad que la blockchain de Bitcoin (BTC)- y se considera en gran medida inviable para establecer un ecosistema financiero descentralizado (DeFi) a gran escala. Como resultado, las tarifas de gas de Ethereum son bastante elevadas. Como hay tan pocas transacciones por segundo, el coste de procesarlas más rápido se vuelve competitivo. Según Dune Analytics, entre el 2 y el 5% de las transacciones en los intercambios descentralizados (DEX) basados en Ethereum fracasaron debido a problemas como el bajo precio del gas.

Tether (USDT): ¿es fiable? ¿cómo funciona?

Problemas de ETH 2.0

Los últimos cambios a Ethereum pretenden ser más respetuosos con el medio ambiente a la vez que aceleran el procesamiento de las transacciones. Además de estas mejoras, se prevé que el lenguaje de programación de la cadena de bloques evolucione desde la máquina virtual estándar de Ethereum (EVM) a una que pueda ser utilizada por los desarrolladores que utilizan C++ o Rust, facilitando la codificación directamente en un navegador. Aunque las mejoras en la infraestructura pueden ser útiles en ciertos aspectos, como el aumento del rendimiento de las transacciones, se quedan cortas en otros, según opina CoinTelegraph.

Para empezar, Ethereum 2.0 lleva años en desarrollo, lo que hace que muchos usuarios se pregunten cuándo estará disponible la actualización completa. Aunque el proof-of-stake está diseñado para reducir los costes de minería y el consumo de energía, el rendimiento de la red sólo puede aumentar si se reducen los tiempos de los bloques y/o el tamaño de los mismos, apuntan en el artículo. Además, la fragmentación sólo es útil para las aplicaciones que pueden funcionar de forma independiente y sólo necesitan sincronizarse de vez en cuando. Según CoinTelegraph:

“Debido a la naturaleza intrínsecamente descentralizada y de código abierto de DeFi, el procesamiento de estilo sharding requeriría que las transacciones se dirigieran a través de una cadena de relevo, lo que ralentizaría todo el proceso”.

Además, en lo que respecta a la experiencia del usuario, Ethereum sigue estando muy atrasado, algo que la actualización de Eth 2.0 aún no ha solucionado. Aunque Ethereum dice que lanzará mejoras que ayudarían a la velocidad de procesamiento de las transacciones y a las altas tasas de gas, la fundación muestra una clara indiferencia por las preocupaciones de diseño y usabilidad. Si se tienen en cuenta, esto permitiría a un mayor número de usuarios beneficiarse de la interfaz fácil de usar de Ethereum.

Cointelegraph, escéptico con los problemas del nuevo Ethereum

Otro desafío que apunta CoinTelegraph es que las actuales transacciones tienen largos periodos de confirmación, lo que generalmente se traduce en retrasos, envío de transacciones asíncronas y mensajes de confirmación, además de las persistentes dificultades de los parámetros de las tasas de gas. Con frecuencia, el usuario no recibe la confirmación inmediatamente después de completar una transacción, lo que hace que no sepa si el destinatario ha recibido la transacción o no. Esta es una experiencia de usuario extraña y frustrante para las personas que están acostumbradas a resultados rápidos en la web, como en situaciones de comercio electrónico. Realmente, parece un desafío que ETH 2.0 vaya a ser capaz de solucionar esto.

Puede que Ethereum sea la cripto favorita del mundo de la cadena de bloques (gracias a que su utilidad es mayor que la de Bitcoin), pero CoinTelegraph apunta que es posible que el alboroto que está levantando la esperada actualización de Ethereum esté siendo algo exagerado y con una expectativas sobredimensionadas. No está claro si los cambios previstos podrán mantener las promesas de los altos ejecutivos de la Fundación Ethereum. “Es poco probable que Eth 2.0 suponga una diferencia sustancial para cualquier persona ajena a la comunidad de Ethereum, a no ser que Ethereum pueda resolver algunas de las preocupaciones más importantes que se plantean”, afirman desde la web de criptomonedas, y sentencian: “Por el momento, Ethereum 2.0 es más un retoque cosmético que un cambio de juego muy necesario”.

China bloquea Binance y continúa su guerra contra las criptos cerrando una empresa y una ONG

User Experience de Ethereum: mucho por mejorar

El mal diseño de la experiencia del usuario (UX) es otro de los principales problemas a los que se enfrenta la plataforma Ethereum, aunque generalmente se pasa por alto. Como resultado, la mayoría de los usuarios que podrían estar interesados en utilizar aplicaciones financieras descentralizadas (DApps) o un mercado de tokens no fungibles (NFT), por ejemplo, evitarán hacerlo porque la mayoría de las interfaces de usuario no sólo son poco intuitivas, sino que también carecen de suficientes recursos educativos para enseñar a los usuarios a utilizar la plataforma.

Se espera que los usuarios especifiquen las tasas de transacción y las restricciones de gas para el procesamiento de las transacciones en el precio del gas. Sin embargo, ¿cuántos consumidores son conscientes de esto sin adentrarse en las profundidades de la jerga y los datos de las criptodivisas? Según Insider Intelligence, el 25% de los adultos en Estados Unidos no comprende ni sabe cómo invertir en monedas digitales. Sin acceso a las herramientas educativas adecuadas, ¿cómo se supone que los usuarios van a saber, por ejemplo, que hacer un pago desde dos monederos diferentes a la misma dirección receptora no provocaría un conflicto de nonces? La gran mayoría de los usuarios frecuentes, con toda probabilidad, desconocerían por completo este problema para empezar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Artículos relacionados